SIDONIE: “La psicodelia es lo que mejor se nos da, un acto reflejo en nosotros”

por

Desde que comenzaron su carrera discográfica con su debut homónimo hace una década, Sidonie ha recorrido diferentes caminos… que le han llevado a la casilla de salida. Pero no para hacer lo mismo, no. La psicodelia de “El Fluido García” (el single “El Bosque” fue Temazo del Día en HRB, no os perdáis la ensetada de vídeo) no hubiera sido posible sin las experiencias acumuladas en las distintas fases creativas por las que ha pasado el grupo. Es, como quien dice, un renacimiento pero conservando todo lo aprendido. Esta noche, el trío catalán nos lo presenta en el Circo Price de Madrid (25 euros, 20 anticipada, 21:30), con Mucho (con ex miembros de The Sunday Drivers) como teloneros.

Muchos fans vuestros esperaban este disco, me parece…

(Marc) Sí, para qué negarlo, hay gente que le gusta más este lado nuestro y están encantados con estas canciones.

(Jesús) Las reacciones están siendo alucinantes, porque a cada uno le gusta algo diferente del disco. Eso es una señal muy buena.

(Axel) A mí lo que más me gusta es que muchos me dicen que en diferentes partes del disco se pueden encontrar cosas que pertenecen a cada fase por la que hemos pasado.

Eso me parecía a mí. Es un regreso a la psicodelia, pero no hubiese salido de esta manera si no hubieseis pasado por épocas más pop.

(Marc) Por supuesto. Este disco hubiera sido imposible sin “El incendio” o “Costa Azul”. En esos discos desarrollamos instintos nuevos, que se plasman totalmente en “El Fluido García”. De un modo diferente, pero están ahí.

(Axel) Es que si no se notara eso seríamos un completo fracaso.

¿Tenéis la sensación de que algunos fans os han dado un poco de lado en los últimos tiempos?

(Marc) Bueno, sí. Pero a ninguna banda le interesa tener ese tipo de fans. Es insoportable tener que atender exigencias de personas que no están haciendo música contigo, y muy cobarde plegarse a sus exigencias.

(Axl) Cuando dejamos el inglés también hubo gente a la que no le gustó nada, o sea que mira…

“En España hay mucho talibanismo con los cambios de estilo que pueda o no hacer una banda”

¿Creéis que en España se toleran menos los cambios de rumbo en las bandas que en otros países?

(Axel) Yo sí lo creo, en Estados Unidos o Inglaterra valoran mucho más que te arriesgues y cambies, tienen más curiosidad por ver qué pasa.

(Jesús) Totalmente, aquí hay mucho más talibanismo en ese sentido.

Creo que os disteis cuenta de que cada uno de vosotros por separado tenía ganas de volver a mirar hacia la psicodelia, ¿cómo fueron las primeras conversaciones?

(Marc) Pues muy naturales, muy poco a poco. Íbamos diciéndonos: “pues yo estoy volviendo a escuchar a Small Faces”, “pues yo a Strawberry Alarmclock”, y vimos que estábamos en la misma onda de apetencias, por decirlo de alguna manera.

(Axel) Cuando nos juntamos en el local eso se notó, sin que hubiese que hablar de planes ni nada. Eso vino después cuando vimos la atmósfera de los temas que íbamos sacando.

Al olvidaros un poco de la actualidad y recuperar el gusto por la revisión de los viejos clásicos de la psicodelia, ¿no tuvisteis como una sensación de vértigo, por lo inigualables que son?

(Jesús) ¡Ja, ja! Pues un poco sí, es que claro, las obras maestras son las obras maestras. Pero también las hay de ahora, ¿eh?

(Axel) Eso también pasa porque esas obras maestras ya las tenemos como integradas en nuestros genes. Ya verás cómo lo flipas cuando oigas el “O.K Computer” dentro de veinte años.

¿Al tocar estos temas en el estudio y el local, tuvisteis sensación de liberación?

(Marc) En cierta manera sí, porque hacer psicodelia es lo que mejor se nos da.

(Jesús) Cuando nos conocimos, ese fue un punto de conexión entre los tres. Crecimos escuchando los “Nuggets”, los “Back from the Grave”, todas las recopilaciones que podíamos pillar por el camino. Todo eso lo llevamos muy dentro de nosotros y fluye de un modo natural, como un acto reflejo.

(Axel) Además tenemos muy claro que entendemos la psicodelia no como un género, sino como una forma de expresión dentro de la música. Eso siempre es liberador en cualquier circunstancia.

¿Creéis que los fans que se han unido a Sidonie en los últimos tiempos encontrarán más complicado de oír este disco?

(Marc) Pues no lo había pensado, pero puede que necesiten darle algunas vueltas más.

(Jesús) Pero tampoco te creas… es lo que decíamos al principio, que podrán reconocer todas las fases de Sidonie, incluida la última, a lo largo del disco.

Si tuviérais que decir tres grupos de psicodelia sin los que no podríais vivir…

(Jesús) Buf, yo qué sé… 13th Floor Elevators.

(Axel) Small Faces.

(Marc) Strawberry Alarmclock.

Marc, ¿te gustan las bandas que formó Ed King (guitarrista de Strawberry Alarmclock) antes de irse a Lynyrd Skynyrd?

(Marc) Ni idea tío, ¿qué bandas?

Buf, son alucinantes: una de ellas es Hunger, hay dos discos, “Strictly from Hunger” y “The Lost Album”. El otro es Thee Sixpence, se puede encontrar un vinilo coloreado que es precioso.

(Axel, apuntando en el móvil) ¿Alguna recomendación chula más del rollo sixties?

Por ejemplo Wimple Winch, estos son ingleses. Tremebundos.

(Jesús) Estás hecho un friki, mándanos una lista, ¡ja, ja!

 

 

Deja una respuesta