WANDA JACKSON, la reina del rockabilly el 11 y 12 de septiembre en Madrid y Bilbao

por

Wanda Jackson, protagonista estelar de la revolución músico-social de los años cincuenta y considerada, nada más y nada menos, que la primera dama del Rock’ n ‘Roll, visitará Madrid y Bilbao el próximo mes de septiembre con motivo de su último trabajo de estudio. Le acompañará la banda bilbaína Jukebox Racket.

11 SEPTIEMBRE – Madrid, Gruta77

Hora puertas: 21:30h | Venta: 914712370

12 SEPTIEMBRE – Bilbao, Kafe Antzokia

Hora puertas: 21:30h | Venta: Kafe Antzokia, Power Records, www.kafeantzokia.com, www.ticketea.com, Fnac, Carrefour, en el teléfono 902150 025 y en los puntos oficiales de la red www.ticketmaster.es

El cantante de country Hank Thompson, escuchó con atención la personal voz de una jovencita desconocida, a través de las ondas de Oklahoma City Radio, y rápidamente se puso en contacto con ella para incorporarla a su banda “The Brams Valley wandajackson_posterBoys”. Así fue como empezó su carrera Wanda Jackson, nacida en Maud (Oklahoma) en 1937. Ya en solitario, firmó por el sello Decca, y participó en un festival itinerante de música country por el sur del país. Allí conoció a un joven y desconocido cantante llamado Elvis Presley, con el que mantuvo una gran amistad. Elvis, fascinado por la voz de Wanda, le recomendó dar un giro a su música y abandonar esas anticuadas baladas country para apuntarse al sonido que iba a revolucionar la música, el RockNRoll. Ella no creía tener la voz requerida para ello, pero firmó con Capitol Records, y decidió intentarlo.

En 1956, grabó la canción “I Gotta Now”, llegó solo al nº 20 de las listas, pero demostró que Elvis no se equivocó cuando apostó por su talento para el rock ‘n’ roll que arrasaba en aquel momento. Grabó poco después, “Hot Dog, that made him mad”, que resultaba ser una lección sobre cómo evitar ser controlada por un hombre (quizás la primera canción feminista del rock), y su popularidad fue en aumento, aunque su figura no era muy bien vista por los sectores reaccionarios del mundo discográfico. Los jóvenes enloquecían con los trepidantes nuevos ritmos interpretados por cantantes masculinos de tupé y caderas contoneantes, pero… ¿cómo sería aceptada una chica de larga melena, labios rojos, y zapatos de tacón, con letras tan poco apropiadas para una señorita?

En 1957, grabó “Fujiyama Mama”, un tema referido al brutal bombardeo de Hiroshima y Nagashaki, que curiosamente arrasó en Japón, donde fue requerida para actuar durante varias semanas. Pero su gran y definitiva confirmación como estrella llegó en 1958, con el fantástico “Let’s Have a Party”, una de las mejores canciones rockeras jamás escritas. Es curioso observar cómo se contradecían el electrizante ritmo del tema y la desgarradora voz de Wanda con la “recatada” realización en tv de su presentación, por el temor de los magnates televisivos a que la llamada “Reina del Rockabilly” pudiera encender en demasía las pasiones del espectador: Ya reconocida como estrella indiscutible, tuvo la oportunidad de hacer giras con leyendas del rock cómo Elvis Presley, Buddy Holly, o Jerry Lee Lewis, entre otros.

Su mayor éxito se produjo en Europa, Australia y Japón, donde solía actuar regularmente. Extrañamente, fue en EEUU donde fue menos valorada, hasta que con la llegada de los años sesenta, su música volvió a sus orígenes country, grabando multitud de discos y actuando regularmente por todo el país. En la actualidad, permanece en activo (recientemente, la vimos en España), con gran éxito, continuando asimismo editando nuevos trabajos. Algunos de ellos colaborando con insignes seguidores de su talento, como Jack White, The Cramps, Lee Rocker o Elvis Costello por citar algunos.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*