BETUNIZER: “En este país hay energía, sangre y cojones, pero hasta ahora los grupos han tenido miedo de ser ellos mismos”

por

Voy a hacer una comparación estrambótica. Betunizer (se dice igual que se lee, nada de “betunaiser”), recio trío valenciano integrado por José Guerrero (guitarra y voz), Pablo Peiró (bajo) y Marcos Junquera (batería), tiene algo en común con… veamos… Leño, Pata Negra, Soziedad Alkohólika y Pony Bravo, por dar un orden cronológico de ejemplos. Mientras otros grupos se dedicaban a tocar el rock, el blues, el thrash o la psicodelia de forma extra-referencial, emulativa, ellos integraron los géneros haciéndolo suyos a través de clarísimas señas de identidad propia que los hacían muy “de aquí”. Lo mismo pasa con Betunizer y lo que sea que tocan (hay en sus canciones algo de hardcore, progresivo, punk, metal) en sus dos discos, “Quien nace morir ahorcado nunca morirá ahogado” y “Boogalizer”, este último de reciente presentación en gira. Guerrero es quien contesta a las preguntas de He Reunido a la Banda.

 

¿Qué os ha parecido la reacción que ha provocado “Boogalizer” en amigos, prensa, fans…?

Pues bien, mi madre dice que este título del disco no lo entiende, pero que es mejor que el del primer disco que era muy largo y muy oscuro.

La grabación del disco fue básicamente en directo, pero ¿os lleváis bien con eso que llaman “happy accidents” o sois de repetir tomas una y otra vez?

Hacer muchas tomas puede ser contraproducente para la energía de la canción. Mejor hacerlo en 2 tomas como mucho y elegir la mejor. Si hay que hacer 3 tomas pues vale, pero hacer más sería matar la frescura de la canción. Y por supuesto que nos la suda la perfección, no somos robots… todavía.

Santi García, el encargado de la grabación, ¿ha hecho labores de productor, en el sentido de aconsejaros a la hora de eliminar o añadir cosas, empujaros hacia ciertas atmósferas, variaciones, etc…?

No, Santi se encargó de grabar y mezclar el disco, pero el disco estaba compuesto antes y así es como se grabó. Sí que aportó algunas ideas relacionadas con coros, como en el caso de al final de “El Cocotero” en donde incluso metió su propia voz.

¿Lleváis las canciones muy construidas al estudio, o allí se elabora sobre la marcha más de lo que pensabais al principio?

Estaban totalmente construidas antes de entrar al estudio. Luego allí una vez grabadas pues sí que compusimos algunos arreglos de percusión, coros, alguna guitarrilla doblada…

Me intriga cómo componéis las canciones: ¿es un proceso fluido y espontáneo (dentro de lo que cabe), o se parece más bien a un ensamblaje de piezas?

Componemos los tres juntos en el local, improvisando, uno hace algo el otro le sigue, y cuando vemos que lo que está sonando tiene algo “especial” empezamos a componer a partir de ahí, dándole forma y estructurando una canción que va surgiendo del mismo modo, improvisando, de manera espontánea. Nadie le dice al otro lo que tiene que hacer pero los tres sabemos cuando algo funciona y cuando no.

¿Tenéis la sensación de haber chocado con alguna barrera invisible a la hora de ganar un poco más de popularidad y reconocimiento?

¿¿Popularidad??, Bueno, supongo que después de más de 150 conciertos y tantas horas de trabajo y esfuerzo es natural que cada vez más gente te conozca, pero popularidad lo que se dice popularidad me parece que no es la palabra adecuada.

Quiero decir, parece que mostráis una cierta desidia natural, no impostada, hacia los rollos extramusicales que se supone hay que hacer para conseguir vivir de esto…

Siempre ayuda tener un sello que te mueve por medios, te ayuda a llegar a más gente, eso está claro. Pero en nuestro caso también cuenta las miles de horas en la furgoneta y las miles de horas en el local de ensayo.

Sé de buena tinta que hay mucha gente a la que le gusta vuestro estilo de música, pero se ciñe a escuchar grupos anglosajones sencillamente porque no os conoce. ¿Crees que en este país carecemos de una escena de bandas que compartan una forma de ver la música parecida a la vuestra, y que trabaje de un modo que ayude a que todos seáis más visibles? Joder, es que conozco verdaderos eruditos del hardcore y el rock experimental extranjero, pero luego no tienen ni la más remota idea de quiénes son Za!, Pony Bravo, Lüger… ¡Y cuando se los pongo alucinan y se preguntan de dónde coño habéis salido!

En España da la sensación de que la cosa está cambiando en los últimos años y que están surgiendo cada vez más bandas con personalidad propia, y eso es muy bueno. Con la revolución de internet la gente ha podido acceder a mucha música y cultura, y llevar su cabeza un paso más allá. Todos tenemos influencias externas, eso está claro, pero hay que jugársela e intentar darle un discurso propio a las cosas, no ser conformista. Creo muy sinceramente que en este país tenemos muchas cosas de decir, tenemos energía, sangre y cojones, pero hasta ahora la gente se ha limitado mucho a imitar y a tener miedo a ser ellos mismos, y sobre todo, lo más importante, miedo al riesgo que supone dedicarte al 100% a algo como es la música donde no hay ninguna seguridad ni apoyo. Tenemos la educación de “trabaja sin parar, cómprate una casa, un coche y monta una familia, y eso de tener un grupo pues está bien como hobby pero ya está.”  Respeto esto si es lo que te hace feliz, pero si tu pasión es la música, no puedes hacerlo a medias tintas. Para hacer algo de verdad tienes que dedicarle tiempo. Otra cosa es que realmente tu pasión no sea la música y lo que realmente quieras es utilizarla para ligar, pero para hacer algo realmente serio, lo primero que tienes que hacer es tomártelo en serio.

Ya que estamos, una lista de 5 o 6 grupos que nos podáis descubrir no vendría mal…

Si hablamos de descubrir supongo que te refieres a bandas no muy conocidas que estemos escuchando últimamente, pues yo personalmente me han gustado mucho los discos de Opossom, Radikal Satan, The New Lines, Jean-Louis, Morenas…. Pero los otros Betunizer te dirían otros muy diferentes.

¿BCORE hasta la muerte?

Bcore es un sello honesto que no nos ha vendido la moto ni nos ha contado mil milongas, va de cara. La relación es muy sencilla, te dice esto es lo que puedo ofrecer y eso es lo que tienes. Y eso es lo que se le tiene que pedir a cualquier relación, ya sea con una discográfica o lo que sea, claridad. Por ahora estamos contentos y no tenemos en mente cambiar.

“El próximo febrero grabaremos nuestro tercer LP, y estamos incluso componiendo cosas ya para el cuarto”

¿Cuál ha sido la comparación que más os ha halagado y cuál la que menos ha venido a cuento?

Después de un concierto que dimos en Bruselas conocimos a un tipo bastante mayor que se nos acercó y tras contarnos que llevaba desde los 70 tocando en bandas psicodélicas-progresivas, nos dijo que le había gustado sobre todo porque en nuestra música se notaba que éramos españoles, y nos gustó que no te comparara con las típicas bandas, que fuese un poco más allá y viera ese trasfondo en nuestra música.

La grabación de “Boogalizer” fue hace un año ya. ¿Tenéis una nueva tandita de temas para ir planteando un regreso al estudio en pocos meses?

El próximo febrero grabaremos nuestro tercer LP, ya tenemos casi todas las canciones terminadas. Estamos incluso componiendo cosas ya para el siguiente.

¿Cuáles son los problemas más difíciles de superar para Betunizer?

Pues organizarte con los respectivos trabajos para poder girar suele ser el mayor de los inconvenientes. Pero al final en tres años que llevamos juntos nos las hemos arreglado siempre para poder girar y tocar. Nuestras vacaciones laborales en vez de utilizarlas para tocarnos el papo en la playa las utilizamos para girar. Pero es lo que queremos hacer.

Por cierto, ¿Betunizer es el que reparte betún?

O el que se lo come untado en un trozo de pan.

En cuanto a letras, me da la sensación de que lo prioritario es que sean armoniosas con la música, a nivel fonético y tal… ¿o es puro dadaísmo?

Utilizamos las voces como un instrumento más y es muy importante que encaje bien con el resto, pero, como ya dije en otra entrevista, en las canciones se dicen cosas, y no se dicen por decir, sino no se diría nada.

A la hora de analizar vuestro bagaje sé de qué bandas procedéis, pero, ¿recordáis algún momento concreto de vuestras vidas que pusiera los cimientos de vuestro gusto musical? No sé, alguna anécdota o experiencia siendo chavalines…

En mi caso empecé a trabajar los fines de semana cuando tenía 17 años en un pub con una colección de vinilos impresionante de mil estilos y épocas. Me volví literalmente loco e intenté escuchar cada uno de los discos que allí había. Ya estaba muy viciado con la música pero no tenía un duro para comprar así que aquello fue el paraíso. Además con las peseticas que ganaba trabajando ahí tuve la oportunidad de comprarme alguno de esos discos.

“Mucha gente utiliza a Daniel Johnston como un filón para la verborrea sobre psicología barata”

No sé si la gira con Daniel Johnston salió mejor, peor o como esperabais (puede que las tres opciones tuviesen sus momentos…). A mí me pareció que en Madrid estuvisteis de 10, fuera de coña…

Pues tuvo momentos de todo tipo, pero muy bien en general, toda una experiencia. Y, siendo fans de su música, un placer haberlo hecho. El concierto de Madrid fue un poco más caótico por eso de que era el primero  de la gira y además Daniel estaba un poco cansado de tantas entrevistas y demás historias. Pero en el resto, sobre todo el de Valencia, fue muy bien.

Ese día poca gente sabía quiénes erais en el momento de tocar. Me encantó que no hicierais el menor gesto de sacarle partido al tema…

Bueno, estábamos allí para acompañar a Daniel Johnston y tocar su música, y eso es lo que hicimos.

A veces escucho explicaciones un tanto pedantes, rebuscadas, del porqué de la genialidad de Daniel. ¿No os parece? En mi opinión, lo emocionante reside en la constatación clara y natural de que es alguien incapacitado para la impostura, que lucha para llegar al arte, algo difícil para todos, pero superando enormes obstáculos extra. Por eso su victoria es especialmente impresionante y liberadora.

Está claro que su personaje lo utiliza mucha gente como un filón para la verborrea sobre psicología barata y el “porqué de la vida”, es inevitable, pero lo cierto es que, como tú dices, su grandeza reside en la naturalidad con la que este hombre se enfrenta a lo que hace, y más que hablar sobre él, lo que hay que hacer es aprender de él.

Puedes leer la crítica de “Boogalizer” AQUÍ

1 Comment

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*