JULIÁN MAESO: “En este disco confluyen los golpes que me ha dado la vida”

por

Ha pasado por un montón de buenas bandas como Sweet Vandals, Speaklow o Sunday Drivers, pero ahora Julián Maeso está encontrando su propio camino con “Dreams are Gone”, un discazo de rock americano con el que arranca su carrera en solitario.

– ¿Qué pequeños lujos o antojos te has podido permitir por el hecho de hacer un disco tuyo y sólo tuyo?

– ¿Antojos? Todo reside en no tener un duro. Lo cual te lleva a tener que espabilar y currártelo todo, construir un local de ensayo – estudio de grabación con telas de mercadillo, maderas de contenedores de la calle, preparar el cemento para el suelo… El lujo principal es la ayuda incondicional que he recibido por parte de amigos como Sergi Fecé , David Casamikela, Pathci, Dinamita, Pieza … y toda la lección de música que han aportado todos los músicos que han tocado en el disco.

– ¿Cómo de fluido resultó el proceso de grabación? ¿Eres de los que se quedan con el sonido de ciertos discos icónicos (en este caso, del folk-rock americano), y los plantean como modelo para los suyos?

– El proceso ha sido largo e interrumpido. Pocos temas están en rigoroso directo, llamaba a los músicos, grabábamos lo que técnicamente era posible como base rítmica de bajo, batería y órgano en algunos casos. Luego trabajaba sólo en casa invitando a cada colaborador cuando lo tenía más o menos claro. La banda más estable y reconocible la forman Juli el lento a la batería, el Gran Amable a la guitarra y Alfonso Ferrer al bajo.  Ha habido diversas sesiones de grabación, todo sobre la marcha y dependiendo de la disponibilidad de los músicos invitados. No voy a negar que me gusta el sonido clásico de discos como “461 Ocean boulebard” (Eric Clapton ) o “Manasas” de Stephen Stills…

– Con una lista tan larga de colaboradores, ¿se hizo necesario establecer puntos en común para alcanzar la cohesión del disco, o dejaste plena libertad a cada uno de ellos?

– El nivel de cohesión lo otorga en este caso la voz, los coros y el proceso de mezcla llevado a cabo a medias con Sergi Fecé. Cada tema que íbamos mezclando nos daba pistas para el sonido global del disco. La base músical es más variada, resultado de lo que aporta cada músico invitado y el tiempo que he dedicado con todos los trastos en casa. Creo que todos nos conocemos desde hace años y tenemos gustos parejos, no me voy a cansar de darles gracias a todos ellos.

– ¿Dirías que como autor eres altamente productivo? ¿O cada canción conlleva un proceso arduo y lento, quizá más de lo que te gustaría?

– Para este disco confluyen los golpes que te aporta la vida como base de inspiración y un encargo de obra de 40 temas que tenía que terminar. En cuanto pueda editaré las otras 20 canciones que ya están acabadas y son más de corte Acid Jazz, funk…  El mayor problema han sido las interrupciones y la falta de pasta para hacer todo más rápido.

– ¿En qué otros proyectos andas metido ahora mismo?

– Sigo tocando como Julián Maeso trío para tocar los otros 20 temas de que te hablaba antes más jazzy, junto a Gonzalo Maestre y Carlos murillo. A su vez tengo la suerte de que Andrés Herrera me llamara para ser parte de su proyecto Pájaro.

– A pesar de lo largo que es el disco, ¿quedaron descartes de este nuevo disco? ¿Tienes pensado hacer algo con esas canciones, como publicarlas en digital (aparte de las 2 que hay en iTunes)?

Han quedado fuera unos 5 temas. Cuando tenga algo de tiempo veré si los edito o los dejo en el olvido.

– He leído que la presentación en Moby Dick salió a pedir de boca. ¿Cómo vas a plantear los futuros conciertos, en cuanto a músicos, repertorio, etc…? ¿Cómo se te presenta el panorama festivalero?

– El disco ha salido algo tarde para entrar en festivales este verano, pero la intención es no parar de tocar manteniendo la misma banda, reduciendo el formato si las condiciones del bolo lo exigen.

– El título “Dreams are gone”, tiene algo de sentir de los tiempos que corren?

– Mucho o más bien todo. No se llamaría así si estuviese pletórico de ilusión y el panorama internacional fuese alentador. Sólo me encantaría que explotemos lo antes posible y mandemos a tomar por culo a este atajo de sinverguenzas que nos mantienen cavizbajos cual borregos esperando a que nos lleven al matadero. En definitiva es culpa nuestra, no suya, por permitírselo .

– ¿Podemos esperar una continuidad para esta carrera en solitario, o dependerá mucho del nivel de respuesta que genere este álbum?

– Voy a seguir haciendo música, sea de este estilo o lo que vengo haciendo hasta ahora en grupos o en solitario. Si las cuentas no me dan para pagar las facturas entonces volveré a trabajar de guía turístico, mudanzas, camarero o restaurador de piano, ya lo he hecho antes y no se me han caído los anillos. Lo que no sé seguro es si seguiré en este país.

– Para terminar, ¿puedes darnos alguna recomendación de un disco en la onda del tuyo, que te tenga atrapado? No es precisamente parecido al tuyo, pero… ¿has oído el último de Gillian Welch, “The harrow and the harvest? Creo que podría gustarte mucho.

– Te agradezco mucho la recomendación , no lo había escuchado. Te doy gracias por interesarte por “Dreams are gone” y te recomiendo el último disco de Doctor John , al escucharlo exclamé: Vaya mierda de disco que he hecho, para esto he malgastado tanto tiempo !!!! jaja … Un abrazo y hasta pronto .

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*