Crítica – MARYLAND «Get Cold Feet»

por

Género: Pop-Rock.

Sello: Ernie Records

PUNTUACIÓN: 6,25

Admito que tengo prejuicios acerca de las con maldad calificadas como bandas ‘rascaguitarras’, pertenecientes al subgénero ‘rompetímpanos’, que inauguraron con brillantez hace ya una buena pila de años grupos como Green Day o Smashing Pumpkins. A lo largo de los años la corriente musical ha ido refinándose hasta rebasar nuevas fronteras, como las conquistadas por fórmulas independientes como las de Weezer o Sexy Sadie, para terminar culebreando entre el rock cuidadosamente descarnado y un pop de plastilina en un matrimonio, cuando menos, desconcertante, entre agua y aceite.

En las menguantes tiendas de discos no acostumbro a pararme delante de la sección de estas bandas que abusan de acordes veloces para marcar la melodía base, esos que, pienso, deben producir lesiones incurables en las muñecas de los esforzados rastrilladores de la púa. Prefiero los punteos, las escalas clásicas y miro con reticencia a los modernos españoles que desprecian la lengua de Cervantes para optar por el muy universal inglés. No se ceben por el lugar común: indudablemente se han parido álbumes y canciones magníficos partiendo de la base de un riff potente y con letras anglófonas incluso en España.

Con aquellos referentes, los vigueses Maryland presentan ahora su segundo trabajo, al igual que el primero, también cantado en inglés. Un disco de producción limpia, en la que devaneos eléctricos son constantes y en el que sobresale la estupenda “What to do”, el segundo corte del LP. El resto de pistas se me atragantan, posiblemente tullido mi gusto anticuado por determinadas influencias del rock de toda la vida. A buen seguro que no soy el más indicado para apreciar el disco en todo su valor y que habrá a quien le resulte una delicia dulce y atronadora a la par.

Así, para los afortunados poseedores de una pituitaria menos atrofiada, Maryland pueden resultar resultones y hasta emotivos, aptas sus canciones para pegar brincos en concierto o para achuchar a la novia –o al novio, seamos políticamente correctos- gracias a temas mestizos como “For Me Today”. Para ellos está concebido este “Get Cold Feet”. El resto de los lisiados musicales no alcanzarán a paladear sus virtudes.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.